SSL 128 bits

Los Certificados SSL de 128 bits funcionan con Server Gated Cryptography (SGC), tecnología aplicada al cifrado de información con la capacidad más alta que alcanza 256 bits. Además, los Certificados SSL de 128 bits garantizan compatibilidad con el 99 por ciento de los browsers y la mayoría de los dispositivos móviles. Por estas características, ofrecen los mejores niveles de protección en operaciones electrónicas para Organizaciones, sitios web y casi todos los clientes o usuarios.

Los Certificados SSL de 128 bits verdaderos (con la ayuda de la tecnología SGC), representan un avance de la tecnología Secure Sockets Layer (SSL). La tecnología SSL, creada por Symantec™, salió al mercado en los años noventa y se especializa en establecer relaciones seguras en la web mediante el cifrado de información y la autentificación de las Organizaciones con la intervención de un Tercero de Confianza para validarlas.

La tecnología SSL funciona con un sistema de claves públicas y privadas para cifrar la conexión entre emisores y receptores de mensajes. Por ejemplo, un consumidor y un sitio web de comercio electrónico. Así, cuando el navegador del consumidor muestra en pantalla el sitio web protegido con SSL, se produce un “apretón de manos” entre los dos sistemas implicados que los autentifica.

En cada sesión, se utiliza una clave de cifrado única cuyo nivel de seguridad depende del número de bits, cuantos más bits tiene es más segura. Una vez establecida la conexión, ambas partes pueden iniciar transacciones con la certeza de que la comunicación se mantendrá íntegra y confidencial.

Este tipo de seguridad adquiere mayor importancia cuando se comparte información de carácter privado a través de Internet, una extranet o una intranet.

Por otro lado, dentro de los Certificados SSL existen los de Validación Extendida (Extended Validation, EV) que ofrecen el estándar más alto de autentificación. En ellos, Symantec™, como Autoridad de Certificación realiza procesos exhaustivos para la validación de las Organizaciones.

Los Certificados SSL EV se distinguen por su confirmación visual de autenticidad del dominio web, mediante la barra de direcciones en color verde, para que los visitantes sepan que ese sitio no es una falsificación. Por ello, cada vez son más solicitados en portales que reciben numerosos clientes, protegiéndolos de las amenazas por internet, el auge del phishing y otras actividades fraudulentas dedicadas a robar datos personales.

Asimismo, para generar los Certificados SSL de Validación Extendida se requiere, forzosamente, usar llaves de 2048 bits. Esta capacidad de cifrado sólo es posible cuando se cuenta con el sistema Server Gated Cryptography (SGC).

La tecnología Server Gated Cryptography (SGC) permite activar un nivel mínimo de cifrado de 128 bits, independientemente de la eficacia de cifrado disponible en el navegador del usuario.

Con SGC el control de los niveles de cifrado queda en manos del servidor. Es decir, es independiente del navegador disponible en el sistema del usuario. Cuando se carece de SGC, el nivel de cifrado que se activa de forma predeterminada es el mínimo disponible en el servidor o en el navegador cliente.

En otras palabras, dado que los visitantes del sitio web no pueden determinar fácilmente la potencia de cifrado de una sesión específica, dependen del propietario del sitio web para que los proteja. Así, los certificados SSL de 128 bits permiten a casi todos los visitantes de un sitio web disfrutar del cifrado más potente que existe en el mercado.

De esta forma, los Certificados SSL de 128 bits con su sistema SGC de criptografía activada por servidor ofrecen protección más de un billón de billones de veces más potente porque puede calcular 288 veces más combinaciones que un cifrado de de 40 bits.

Los Certificados SSL de 128 bits protegen al 99 por ciento de los visitantes en un sitio web. Entre ellos, usuarios con aplicaciones de navegadores y sistemas operativos como: versiones de exportación de Internet Explorer desde la 3.02 hasta la versión anterior a la 5.5; versiones de exportación de Netscape posteriores a la 4.02 y hasta la 4.72; sistemas Windows 2000 adquiridos antes de marzo de 2001 que no hayan descargado High Encryption Pack o Service Pack 2 de Microsoft y que utilicen Internet Explorer.

Sin embargo, es importante mencionar que las versiones de Internet Explorer anteriores a la 3.02 y de Netscape previas a la 4.02, no admiten cifrado de 128 bits con ningún tipo de Certificado SSL.

Por lo tanto, los Certificados SSL de 128 bits son recomendables para las Organizaciones que: aceptan tarjetas de crédito, débito o de compra; realizan pagos en línea, permiten el acceso en red a información bancaria o bursátil; transmiten electrónicamente registros sobre expedientes clínicos o de seguros; deben cumplir con normativas de seguridad y confidencialidad como oficinas gubernamentales; y para aquellas cuya reputación y prestigio dependen de la integridad y confidencialidad de su información.

Finalmente, Los Certificados SSL de 128 bits cuentan con todas las ventajas de los Certificados de Seguridad emitidos por Symantec™, proveedor líder de Certificados a nivel internacional. Es posible conocer sus adaptaciones a las expectativas y necesidades particulares de seguridad de las Organizaciones y tramitarlos en certsuperior.com.