La Importancia de Proteger los Datos Confidenciales – Certsuperior
55 5985 - 5000
Av. Santa Fe no. 170, Col. Lomas de Santa Fe,CP. 01210
La Importancia de Proteger los Datos Confidenciales – Certsuperior
CertSuperior Banner

La Importancia de Proteger los Datos Confidenciales

Los comercios interesan muchísimo a los atacantes y sufren cada vez más robos de información financiera. En 2014, el número de identidades expuestas fue mayor en el sector minorista que en ningún otro (el 60 % del total, frente al 30 % de 2013), un honor que es más bien todo lo contrario. La información financiera se ha convertido en el cuarto tipo de información robada con más frecuencia. En 2013, el 17,8 % de los datos robados la contenían, pero en 2014 esta cifra se elevó al 35,5 %.

Sectores en los que se dejaron al descubierto más identidades

Principalmente, se roban datos de tarjetas de crédito o de débito, aunque también otros tipos de información financiera, como datos de cuentas bancarias o documentos con información fiscal. La venta por Internet está relacionada con bastantes incidentes, pero últimamente están multiplicándose los ataques a sistemas de puntos de venta.
Los primeros ataques de este tipo comenzaron en 2005, pero en 2014 Symantec observó que había muchos más. Ahora son el principal método de robo de datos de tarjeta de crédito y, en 2013 y 2014, fueron la causa de algunas de las mayores fugas.
Los sistemas de los puntos de venta son inseguros por varios motivos. No cifran los datos o usan un cifrado ineficaz, el software presenta vulnerabilidades y utilizan sistemas operativos obsoletos como Microsoft Windows XP, para el que se dejó de ofrecer asistencia en 2014. Además, fuera de Europa, el ritmo de adopción de las tarjetas de chip con PIN es muy lento. Se espera que la seguridad mejore en los próximos años gracias a nuevos métodos de pago como Apple Pay y a la generalización de las tarjetas con chip en países como Estados Unidos. Sin embargo, a corto plazo los ataques seguirán siendo habituales.
Las empresas de pagos con tarjeta de crédito suelen detectar con rapidez los patrones de pago anómalos, y entre los propietarios de las tarjetas también hay personas atentas a ellos. Por esta razón, los delincuentes se abastecen continuamente de nuevos números de tarjeta que adquieren en los mercados de compraventa por Internet.