Protege tu Empresa y Clientela – Certsuperior
55 5985 - 5000
Av. Santa Fe no. 170, Col. Lomas de Santa Fe,CP. 01210
Protege tu Empresa y Clientela – Certsuperior
CertSuperior Banner

Protege tu Empresa y Clientela

Disponer de un certificado de seguridad aumenta el grado de confianza de los clientes en su web, es fundamental en páginas donde se registran datos personales, tarjetas de crédito, datos bancarios u otro tipo de información confidencial. Cuando hay un certificado de seguridad instalado en su dominio, la información enviada entre el servidor y el ordenador del visitante se transmite cifrada, de este modo se garantiza que los datos se mantendrán ocultos en todo momento. Instalar un certificado de seguridad en su dominio permite desmarcar su página web de la competencia, dando a sus visitantes y clientes una imagen de seriedad y confianza al garantizar la privacidad de los datos enviados desde su web.
Los certificados SSL contienen un par de claves, una clave pública y una clave privada, así como información verificada sobre la identificación. Básicamente se trata de un archivo de datos, que está vinculado con los datos del sitio Web y el sistema de cifrado. Estos datos pueden ser su nombre de dominio, nombre de servidor y nombre de host; dependiendo del caso también se pueden usar otros datos como el nombre y la ubicación de la empresa. El cifrado no es otra cosa que un proceso (algoritmo) matemático, este es usado para codificar/decodificar la información; el cifrado nos garantiza que la información estará protegida durante su transferencia. Existen diferentes tipo de certificados SSL que se pueden usar en un sitio Web, creo que básicamente todo dependerá de las necesidades, gustos y capacidad monetaria que se tenga, pero principalmente dependerá de las necesidades.
Certificados compartidos: Estos certificados por lo general son gratuitos, y son dados de esta forma para empresas de hospedaje Web como los revendedores (Hosting reseller) o en otros caso pueden ser generados de forma personal (usando Open SSL por ejemplo). Certificados de validación de nombre de dominio: Estos son los certificados SSL más básicos, se enfocan en validar solo el nombre de dominio (dominio.com). Es ideal para situaciones en las que los visitantes del sitio necesitan ingresar a zonas seguras, bien sea para ingresar datos personales (nombre de usuario, contraseña, email, etc.). Certificados Wildcard: Estos certificados permiten usar un único certificado SSL para ser usado en múltiples subdominios. Por ejemplo, el certificado será usado para dominio, compra, contacto, etc. Es importante que elijamos el que mejor se ajuste a nuestro negocio y así mantengamos seguros los datos que ahí manejamos. Recordemos que los hackers no solo buscan cualquier oportunidad para atacar nuestra persona, sino que también desarrollan y hacen vínculo con tecnología basada en informática para violar cualquier obstáculo, aspecto que con los certificados de seguridad Symantec, sin duda le crearemos un gran muro difícil de atravesar.