¿Vender en mi sitio web o a través de un tercero?

Todos tienen dudas sobre si utilizar un portal web propio para vender sus productos o el usar el de un tercero para correr menos riesgos a costa de una comisión. El asunto de raíz no está en las desventajas que pueda haber cuando se utilizan los servicios de un tercero, sino en enfocarse en las ventajas que se tienen cuando se decide tomar el toro por los cuernos y arriesgarse a vender en nuestro propio sitio web.
Suena difícil e incluso muy costos cuando se ve dentro del plan de negocios la inversión que se tiene qué hacer para implementar nuestra tienda online, sin embargo, es justo en las proyecciones a mediano plazo en donde los números rojos se volverán ganancias si nos armamos de paciencia.
Ecommerce como ventaja competitiva
Vender en un sitio web propio permitirá, por un lado, reducir costos en tanto personal como en gestión, hoy en día hacer publicidad por internet es mucho más barato que la publicidad habitual, la exposición a miles de clientes en todo el mundo será una realidad.
Por otro lado, al entrar al ecommerce podrás tener el control de tus productos y enfocarte en darle una marca propia a tu empresa pues una de las grandes oportunidades de negocio que existe en el ecommerce es que los dueños de las empresas al estar en mayor contacto con los clientes, generan lealtad y una atención a clientes inmediata y personal que tanto buscan las personas dentro la inmensidad de internet.
Seguridad para ti y para tus clientes
Si lo que temes es por tu seguridad de datos y los de tus clientes, deja de preocuparte, actualmente existen los certificados SSL y el estatuto de PCI (Payment card industry), encargados de proteger tu portal web y la confidencialidad de datos de tu empresa y de los clientes interesados en compra tus productos. Sólo tienes qué acercarte a certificadores internacionales para adquirirlos de una forma sencilla y rápida, ellos te guiarán y te asesorarán para que tu portal sea seguro y por ende, productivo, personal y exitoso.